Antibióticos y analgésicos

Las drogas y los antibióticos son comúnmente medicamentos recetados. Los antibióticos antibacterianos o generalizados son medicamentos que se utilizan para eliminar infecciones bacterianas en el cuerpo, y los analgésicos son analgésicos. El orden de acción y las indicaciones para su uso difieren de estos dos medicamentos. Los antibióticos actúan para una variedad de propósitos, destruyendo las paredes celulares bacterianas o destruyéndolas para evitar que se multipliquen. Los antibióticos se clasifican en diferentes clases según su comportamiento y la química de la clase.

Los analgésicos se clasifican de varias maneras y pueden tener modos y efectos muy diferentes. Hay una intensidad de sus acciones que puede variar según su clase. A menudo se usan AINE o medicamentos antiinflamatorios no esteroideos que se pueden administrar para el dolor o la inflamación. El paracetamol es un ejemplo popular de analgésicos.

Como se mencionó anteriormente, los antibióticos se conocen como medicamentos antibacterianos que combaten las infecciones. Este tipo de medicina es una poderosa innovación en la historia de la ciencia médica. El primer antibiótico detectado fue la penicilina. Después de la introducción de la penicilina, ha abierto el camino para la propagación de otros antibióticos y juega un papel importante en ciertos casos de la enfermedad, especialmente en enfermedades infecciosas. Los antibióticos se pueden dividir en diferentes clases, como cefalosporinas, lipopéptidos, glucopéptidos, macrólidos y aminoglucósidos. Cada tipo de clasificación tiene diferentes objetivos microbianos para trabajar. Varios antibióticos inhiben la síntesis de la pared celular bacteriana, otros se unen a los ribosomas para prevenir la síntesis de proteínas, y algunas especies inhiben la transcripción del ADN y la unión de la enzima de unión al ADN. Los antibióticos se eligen sabiamente en función del tipo de microorganismo que causa la infección, porque existe una alta probabilidad de resistencia para un medicamento determinado.

Los analgésicos se dividen en cinco clases, como inhibidores de la COX-2, flupirtina, AINE, morfinomiméticos, opiáceos y otros agentes específicos. La primera clase también contiene paracetamol, pero su mecanismo de acción resulta en su inhibición, a diferencia de otros miembros de la clase que afectan la ciclooxigenasa.

Los resultados de la reducción de la producción de prostaglandinas pueden aliviar la inflamación y el dolor. La ciclooxigenasa también es el objetivo de los inhibidores de la COX-2, pero también son específicos de la variante que está directamente relacionada con el efecto analgésico. Los AINE tienen una ventaja porque inhiben la COX-1, lo que causa varios efectos secundarios. Los receptores de opiáceos y la morfina se convierten en opiáceos. Estos tipos de analgésicos son los más potentes y tienen el mayor riesgo de tolerancia y dependencia.

Los antibióticos se prescriben claramente para combatir infecciones, y los analgésicos son agentes antiinflamatorios que alivian la inflamación y el dolor, incluida la infección. Se pueden recetar antibióticos como profilaxis antiinfecciosa para pacientes postoperatorios en combinación con analgésicos. Tanto los analgésicos como los antibióticos pertenecen a diferentes tipos de drogas. Los pacientes se pueden administrar simultáneamente para el efecto deseado por el médico, dependiendo de la condición del paciente.

Resumen:

Los analgésicos y antibióticos son medicamentos comúnmente recetados.

2. Los antibióticos antibacterianos o generalizados son medicamentos que se usan para eliminar infecciones bacterianas y analgésicos.

3. Los antibióticos se pueden dividir en diferentes clases, como cefalosporinas, lipopéptidos, glucopéptidos, macrólidos y aminoglucósidos. Cada tipo de clasificación tiene diferentes objetivos microbianos para trabajar. Los analgésicos se dividen en cinco clases: inhibidores de la COX-2, flupirtina, AINE, morfinomiméticos, opiáceos y otros agentes específicos. La primera clase también contiene paracetamol, pero su mecanismo de acción resulta en su inhibición, a diferencia de otros miembros de la clase que están expuestos a la ciclooxigenasa.

Como se mencionó anteriormente, los antibióticos se conocen como medicamentos antibacterianos que combaten las infecciones. Este tipo de medicamento es un gran avance en la historia de la ciencia médica, mientras que los analgésicos alivian la inflamación y el dolor como resultado de una disminución en la producción de prostaglandinas.

5. Los antibióticos se prescriben claramente para combatir infecciones, y los analgésicos son medicamentos antiinflamatorios que alivian la inflamación y la infección.

6. Se pueden recetar antibióticos como profilaxis antiinfecciosa a pacientes operados en el postoperatorio con analgésicos.

Referencias